El Sardinero, uno de los espacios más elegantes de la costa española, cuenta con un pasado repleto de historia y un presente no menos prometedor. A la belleza natural de la costa cantábrica se suma aquí el esfuerzo del hombre por hacer de esta zona un lugar cuidado, salpicado de jardines, rincones con encanto y edificios dignos de ver. Este itinerario comienza en la segunda parte de la Avenida de la Reina Victoria, en la curva de La Magdalena, y se extiende hasta la Segunda playa de El Sardinero.

Playa de El Camello ❶
______________________
Su nombre proviene de la forma de una roca ubicada a la derecha del arenal, que en días de marea baja y según la perspectiva se asemeja al perfil de un camello reposando. Aquí son famosas las competiciones informales de ‘palas’, un deporte muy popular que se practica en todas las épocas del año y que llega a hipnotizar si se observa en jugadores experimentados.

Avenida Reina Victoria ❷
______________________
Regresando de nuevo a la Avenida Reina Victoria, continúa el paseo de El Sardinero, un lugar que antes del florecimiento burgués de Santander era inhóspito y estaba prácticamente desierto. Fue en el segundo tercio del siglo XIX cuando comenzó a urbanizarse, gracias a la llegada de los turistas que venían atraídos por los Baños de Ola (Apartado ‘Eventos’ – Ver página 37) y de las relaciones que aquí, siendo la capital política y económica del país durante el verano, podían hacer. Para conectar esta zona con el centro de la ciudad, se habilitó el tren de Gandarillas a partir de 1877. Este medio de transporte sustituyó a los vehículos de tracción animal. A pesar de que circulaba a poca velocidad, su aparición por las calles de la ciudad era anunciada por ‘El Cagueta’, un hombre que caminaba por delante del tren tocando la bocina y agitando un banderín.

Playa de La Concha y Jardines de San Roque ❸
______________________
La Playa de La Concha, llamada así por la forma que tenía en otro tiempo, es un arenal de unos 250 metros de largo que dispone de todos los servicios. Situada a continuación de la playa de El Camello, en los días de bajamar ofrece la posibilidad de caminar hasta la Segunda de El Sardinero, como si se tratara de un único arenal de más de dos kilómetros. Junto a esta playa existió la ermita de San Roque, construida en 1870 y en cuyo lugar se encuentran hoy los jardines con el mismo nombre.

La Primera de El Sardinero ❹
______________________

El Sardinero se llamaba así ya en el siglo XV por la abundante pesca de sardinas que se conseguía en sus aguas. Aquí también se pescaban ballenas, al menos desde el año 1329, y se comercializaban en un solar que existía en esta zona, entregando el corazón de estos cetáceos como derechos de compra a quienes pagaban por ellas.

De la abundante oferta de playas urbanas de la que dispone Santander esta es la más icónica. A la Primera playa de El Sardinero acudía la nobleza y la burguesía pujante de la ciudad en su época dorada. A la Segunda, el pueblo llano. Hoy, sin distinciones, todos pueden disfrutar de la arena fina y dorada de esta bonita playa, una de las preferidas por los surfistas por encontrarse ubicada en mar abierto.

Gran Casino ❺
______________________

Girando la vista 180 grados, justo de frente a la playa, se puede admirar El Gran Casino de El Sardinero, uno de los edificios más llamativos de la ciudad. Su pulcro color blanco y sus líneas clásicas lo convierten en un buen ejemplo de la arquitectura de la Belle Epoque, una etapa en la que Santander vivió su máximo esplendor. El edificio fue construido en
1916, en el tiempo récord de un año y tiene una escalinata y terraza imponentes, además de dos magníficas torres octogonales que lo flanquean y que completan su perfil, tan característico. Es obra del arquitecto cántabro Eloy Martínez del Valle, que se inspiró en construcciones francesas similares. Funcionó como casino desde su inauguración hasta 1939 y, después, permaneció prácticamente cerrado hasta 1978, cuando después de una restauración reabrió sus puertas como local de juego, cafetería, restaurante y sala de fiestas. Además, dispone de una sala de exposiciones donde se programan muestras de pintura, escultura y fotografía.

☎ Teléfono 942 276 054

Horarios: Sala de juegos de 20.00a 4.00h.

Imprescindible llevar documentación, pantalón largo y zapato formal.

Sala de máquinas de azar de 17.00 a 4.00h.

Plaza de Italia  ❻
______________________

En el entorno del Gran Casino hay multitud de hoteles, restaurantes y cafeterías que hacende este punto el segundo centro urbano de Santander, especialmente en verano. La plaza de Italia se extiende desde los pies del Casino hasta la playa, mediante una terraza que hace las veces de mirador y que está comunicada con la arena.

La Fuente de Cacho ❼
______________________

Muy cerca del Gran Casino del Sardinero y del Auditorio está la fuente más famosa de Santander, la Fuente de Cacho. Su importancia se debe a una canción popular que, con el tiempo, se ha convertido en el himno extraoficial de la ciudad y se canta en el chupinazo de las fiestas, cuando se consiguen éxitos deportivos y, en general, en todos los arrebatos de ‘santanderinidad’: “Ayer te vi que subías/ por la alameda primera/ luciendo la saya blanca/ y el pañueluco de seda/ dime dónde vas, morena/ dime dónde vas, salada/ dime dónde vas, morena/ a las dos de la mañana/ Voy a la Fuente de Cacho/ a beber un vaso de agua/ que me han dicho que es muy buena/ beberla por la mañana…”. Aquí se celebran los triunfos del equipo local, el Real Racing Club de Santander.

Los Pinares ❽
______________________
Al lado de la Fuente de Cacho, y detrás del Gran Casino, está ubicado el parque de Los Pinares, bastante peculiar por su pronunciada pendiente. Dispone de una zona de juegos infantiles, un área de descanso y una bolera tradicional. La gran cantidad de pinos de buen porte hacen de este espacio verde un lugar para disfrutar y respirar.
Por su parte, el chalet “Los Pinares” es una de las mejores muestras de arquitectura montañesa. Construido a principios del siglo XX para un rico armador de barcos, es obra del arquitecto Valentín Lavín Casalis.

Jardines de Piquío ❾
______________________

De vuelta a la línea de costa, se llega a los jardines de Piquío, ubicados en un pequeño promontorio que separa la Primera y la Segunda playa de El Sardinero. Es el lugar ideal para admirar toda la zona. Por la noche, estos jardines están muy bien iluminados y son el rincón romántico por excelencia para
enamorados. Desde aquí, descendiendo por la avenida de Castañeda se llega al último tramo de El Sardinero.

La Segunda de El Sardinero ❿
______________________

El gran arenal que conforma la Segunda playa de El Sardinero es muy popular entre los vecinos de Santander por todas las comodidades que ofrece. La playa cuenta con socorristas, duchas, servicio de biblioteca y actividades para niños y en los alrededores hay una variada oferta hostelera, gran cantidad de aparcamiento y fácil salida de la zona mediante la S-20.

Parque del Doctor González Mesones  ⓫
______________________
Enclavado tierra adentro, paralelo a la playa, está el parque del Doctor González Mesones, un médico que fue alcalde de Santander durante 21 años. En este lugar se levantaba antes de la construcción del nuevo estadio, el campo del Real Racing Club de Santander, del que hoy sólo se conserva uno de los córneres escondido entre unos matorrales. Otra curiosidad de este parque es que el estanque central reproduce a pequeña escala la fisonomía del puerto de Santander.

Campos de Sport de El Sardinero  ⓬
______________________
Los Campos de Sport de El Sardinero es la denominación del estadio oficial del Real Racing Club de Santander, un equipo que jugó su primer partido en febrero del 1913 contra el Strong, y que se fundó el 14 de junio de 1913. Se inauguró el 20 de agosto de 1988. De propiedad municipal, el estadio es una réplica del Queens Park Rangers, no tiene ni una sola columna por lo que su visión es perfecta desde cualquier punto, y puede albergar a 22.251 espectadores, todos sentados. En este estadio ha perdido el F.C. Barcelona 5-0, el Real Madrid 3-1 e incluso el Manchester City 3-1.